viernes, 22 de junio de 2007

Noches de Copas Vol. 4

Ah... bastante tiempo sin beber. Sorry por la desaparecida.

-Dame esa vaina ya!
-Uva pero estás enferma
-Cállate y pásame la botella.

1, 2, 3, 4 rones en una hora. "Un momento muchachos que voy al baño porque se me durmió la lengua." La lengua no se duerme, se empieza a enredar, pero estás borracha y no lo sabes reconocer las primeras señales. Te empiezas a aburrir de la gente con la que estás, o empiezas a notar que todo el mundo se ríe porque te caíste, o se ría porque sin querer enterraste la rodilla en la cava. El tipping point es cuando empiezas a ver a tus amigos como unos partidazos. Cabe destacar que todos tus amigos son alcohólicos, tienen 5 años cursando 3er semestre, todos son feos, muchos son calvos, y los que no son calvos son gorditos. Decides que es hora de buscar lo que no se te ha perdido en lugares de perdición.

-Bueno muchachos yo los quiero, pero me tengo que irrr. Pórtense bien y no tomen mucho, si van pa otra parte me avisan, ok?

Llegas a donde sea: uf que buena suerte, pocos conocidos, pero que interesantes. Uno de esos conocidos te presenta a un grupetín de lo más gracioso. Todos extranjeros, todos divertidos y todos buscando fiesta. So, como son extranjeros, no se le presentan a nadie. Con 5 rones encima, es posible entablar conversaciones con todo tipo de personas y objetos inanimados. Los enseñas a bailar, se toman fotos como si fueran los mejores amigos, les preguntas su opinión sobre Venezuela y les cuadras mujeres. POrque vamos a estar claros, tú no estás en condiciones de hacer nada. Otro día será.

-Me estoy yendo. Quieres que te escolte?
-Nooooo chamo. Yo estoy bien aquí. No, no, no ni de vaina. No vamos a caer en el foso de nuevo por Dios. Yo tengo dignidad.
Alguien te pone un shot en la mano. And they keep coming. Pasa media hora en la que haces lo mismo que toda la noche, joder la paciencia por supuesto, pero cada vez menos discreta y coherentemente.

Coño... Agarras el celular.
-Hola. Por dónde vas?
-Ya dejé a esta gente... tú qué ? sigues ahí
-Oh yeah... nos conseguimos en mi calle.
-Plomo, estoy dando la vuelta en U.


Y hasta ahí quedó tu dignidad. Si te fijas bien, puede ser que la consigas abajo de la mesa donde dejaste la tarjeta de crédito y la cédula también.

2 comentarios:

mariana dijo...

amo los gorditos! jajaja este post es demasiado tú, yo en particular si le hubiera metido a los extranjeros no matter what.. u know me

Paul dijo...

Hey Uwi...Grande como siempre... Perooo... Gracias por lo que me toca:

"Cabe destacar que todos tus amigos son alcohólicos, tienen 5 años cursando 3er semestre, todos son feos, muchos son calvos, y los que no son calvos son gorditos"