sábado, 6 de noviembre de 2010

OPPD, Día 24

No sé cómo se llama este post porque very unlike me, quiero hacer una consulta popular.

Abro un paréntesis para acotar que de este proyecto me está quedando una maña que no me gusta y es que aprendí a decir con 1234 palabras ciertas cosas que pudiera decir con una o dos, por todo el tema de que el reto es una cuartilla. Oops.

Segundo paréntesis: esto es el colmo, de pana. Tenía que estar en un almuerzo hace una hora y qué estoy haciendo? Escribiendo el OPPD de hoy. El colmo.

Necesito hacerles una pregunta. Muchos de ustedes tienen años leyéndome y confío en su opinión. Bueno, mentira, primero el antecedente para que todo el equipo entienda bien la cosa.

En el curso de dramaturgia cada uno trabaja en su proyecto por los meses que dure. Si tu obra es la mejor del curso, ellos te la producen y la montan. Para mí obviamente sería un hit. Una caraja que medio sabe escribir y sabe actuar viene a caer en este curso? De perlas.

Creo que para escribir bien hay que escribir de lo que uno sabe. Y por más que me encante la literatura seria y mandar mensajes contundentes e importantes, es mentira que voy a escribir una obra sobre las realidades sociales de los venezolanos que trascienda y que me permita ganarle a mis compañeritos.

Entonces, decidí escribir sobre mí.

Sobre las relaciones que me perturbaron, los patanes que me conseguí en el camino, cómo me destrozaron el corazón y cómo aprendí a pegar los pedazos para salir convertida en una mejor persona y en una mujer más fuerte. Confío en que puedo ser un ejemplo, a veces patético y a veces divertido, para las mujeres que como yo estuvieron en relaciones muy felices hasta que un día no lo estuvieron más.

Alguna vez leí que cuando quieres olvidar a alguien tienes que convertirlo en una obra de ficción. Ese proyecto empezó en este blog y ahora quiero montarlo en un teatro. Quién mejor para contar cómo sufrimos y nos despechamos las mujeres que una mujer que ya lo sufrió y ya se despechó? Sólo es mejor una que ya esté curada.

Entonces quisiera saber que si podrían, oh so kindly, los que tienen rato leyendo hacerme saber en un comment cuáles son los posts que más les han gustado. O los que creen que serían fáciles y convenientes de adaptar en una obra de teatro o sencillamente sus preferidos y que les gustaría ver actuados.

Bienvenidos al 1st Annual Referendum de Consulta Popular Mesma en casa de Nina. Comment away. Eso era todo. 

11 comentarios:

Pedro dijo...

Creo que de los Dealbreakers puedes sacar un buen "montage". Si fuera una película, sería una escena tras otras de carajos diciéndote estúpideces, o sacando una calculadora para decirte cuánto tienes que pagar (y recuerdo uno que rebotaste porque se llamaba Gumersindo).

Quizás para el teatro sea difícil montarlo, pero vale la pena intentarlo. Una secuencia rápida de hombres sentándose en tu mesa. Se sienta, suelta su cagada, y lo despachas con una seña. Se sienta otro, suelta su bomba, etc, etc.

iLi dijo...

Al igual que Pedro voto por los dealbreakers.. Creo que me he sentido tan identificada contigo con esos posts que es hasta ridículo!! Suerte!!

Beatriz Portinari dijo...

No solo los DealBreakers, sino que también puedes meterte uno de esos monólogos que te escribías o que le escribías a la Nina en el FOSO DEL DESPECHo, ya que serían una buena manera de colocarle un poco más de emotividad sabes?

Y si logras que te monten la obra, coño créeme que sería el primer chicharrón :)

Joise!! dijo...

Si tu vida es una novela imaginate la mia, era la "otra" de un tipo y termine siendo amiga de su novia! Se cuenta y no se cree, seria tremendo bestseller. Tengo muuuuchos post tuyos que me encantan y que me sirvieron de inspiracion para terminar con ese patan, esta noche me pongo buscarlos y te escribo muevamente cuales son. Exito en ese curso, aunque tooooodos tus lectores sabemos que ese montaje es tuyo.

Luis Lovera dijo...

Lo dicho por Pedro e iLi... los dealbreakers y los monólogos juajajaja Aquí tienes al primer espectador de esa obra, y ya me arrastraré a algunos cuantos.

Ora dijo...

Los "Dealbreakers" definitivamente. Te sale una comedia buenísima. Abres con un monólogo del despecho arrecho (como ya han dicho) y luego la secuencia de citas traumáticas hasta que llegas a la estabilidad emocional de ahora. Yo iría a verla, sin duda, y me llevaría a un poco de amigas. No hay mujer que no se sienta identificada contigo, la que no ha vivido un despecho o una cita terrible es porque tiene 12 años y apenas está comenzando.
Go Nina!

Ora dijo...

Otra idea: entre cada dos o tres DealBreakers,haces un paréntesis y cuentas tus confesiones.

Mariale divagando dijo...

Soy blogger desde hace 3 años y medio, en ese tiempo he leído cientos de blogs, de los cuales 5 o 6 (¡Qué rara se ve ahora esa o entre números, sin acentuar!) los he leído completos, todas y cada una de las entradas; hago esto porque son blogs realmente buenos que provoca leer o porque hay alguna historia que encontré por la mitad y necesito leer lo anterior para poderla entender... Contigo fue una mezcla de las dos razones.

Como he leído las 600 y pico de entradas que has escrito, comprenderás que no me resulte fácil elegir. Te he dicho antes en los comentarios que mis favoritas son las confesiones, pero para llevar al teatro, yo creo que funcionarían las que has escrito muy desde las emociones, ¿sabes?, en las que estabas muy arrecha o muy golpeada...

Y, claro, los Dealbreakers! Mis favoritos, creo que serían el tipo de la calculadora, el que insultó al bartender, o el que quería llegar virgen al matrimonio.

Michelle Durán dijo...

Escribir sobre lo que uno sabe suena lógico , racional e inteligente . Sin embargo , uno se divierte escribiendo sobre lo que no sabe , precisamente todo aquello que se DESCONOCE termina convirtiéndose en semillas de invención .
Saludos y éxitos , querida.

Lauris dijo...

dealbreakers 1000%!!!! mucho exito!

Nina dijo...

Gracias muchachos, todos sus comentarios serán tomados en cuenta.